martes, 1 de septiembre de 2009

que no pesen ni las maletas


quiero un septiembre literal
blanco
sin heridas.








11 comentarios:

Adolfo Payés dijo...

Bello.. síntesis en su expresión absoluta.

Perfecto.

Un abrazo
Saludos fraternos

Ra dijo...

Amén.


(Gracias por tu visita, un blog estupendo)

Pepa Luna dijo...

Que no haya distancia entre el significante y el significado... Que todo sea el todo, no un todo cualquiera...
¿Me querrás aunque cambie, aunque me ponga fea mientras duermo, aunque se me frunza el ceño...?
Yo no duelo.

Espérame en Siberia dijo...

Yo también, sobre todo a finales de mes, pues será cuando empiece una de las mejores etapas de mi vida.

Un beso.

Carol Blenk dijo...

Pídeme otro a mí, bien blanco, como las casitas andaluzas.

Mil besos, guapa.

a túa nena dijo...

me gusta, me gusta, me gusta. :)

mua!

Ra dijo...

Literal....esa palabra ahí me ha dejado descolocada total.
Pero me encanta que me dejes KO.

Quiérelo mucho y lo conseguirás.

Septiembre para mí es un mes especial, creo que mi favorito del año ahora que lo pienso. Ummmm a ver si me inspiro y escribo sobre ello....

Gracias y buen día!

Jin dijo...

me encanta este post, tan blanco, aunque haya colorines pero como si no los hubiera, tan blanco, aunque Jean tenga esa cara de anhelo profundo, tan blanco, aunque el otoño se tiña pronto de oros, tan blanco, sin heridas.

begusa dijo...

yo también, pero además... con un abrazo esperando a mi nuevo destino...

Beatrize Poulain dijo...

ves como sí que sabes lo que quieres? :p

marchando un blanquito tajante!

claradriel dijo...

Pues adelante...

=)