lunes, 22 de diciembre de 2008

no quiero volver a sentirme tan sola



Fotografía de J. Szabo.

En mi casa todo es muy blanco.
Mi calle también lo es.
Las sábanas,
el patio,
los tejados cuando amanece,
la luna,
las tormentas breves,

y el tiempo

el tiempo que estira
porque yo quiero.

me dejo la vida en los abrazos
y cada vez que me sueltan
aprieto los ojos,

no quiero que se escape
ni una gota
del amor que guardo.

Cuando decides irte,
e instalas tu vida a cientos de kilómetros
descubres súbitamente
todo aquello a lo que no quieres renunciar.

A lo bueno no,
a los buenos no

...
Ya le dije al pequeño E.
que el superpoder que elegía era el de
teletransportarme.
Para poder venir a abrazarlo y a contarle cuentos
antes de dormir.

Él me ha dicho que volar también nos serviría.
Siempre y cuando fuese muy muy rápido
para que al llegar,
él aún no se hubiera dormido.




15 comentarios:

Ra dijo...

Cuando nos vamos, cuando "emigramos" no renunciamos a nada, de veras.
Está esa nostalgia, esa melancolía, ese echar de menos que tanto duele.
Sobre todo esa sensación de "pérdidas de momentos" físicamente al lado de las personas que queremos; pero al estar lejos, todo se agranda, o todo se empequeñece.
Sólo tenemos que aprender a aumentar o achicar las percepciones. También con la distancia física las perspectivas cambias y eso nos hace "mayores".

Vaaaaale... como dije: al elegir, hay pérdidas en el camino.
Pero todo depende de cómo lo hagas.

Regala por Reyes la webcam al pequeño E., es alucinante lo que hace una imagen acompañada de palabras: un nuevo mundo por descubrir.

Qué maravilloso super poder el teletransporte! es el más solicitado! crees que las Reinas Magas por fín lo traerán?

Por favor, no te sientas sola. Nunca lo estás.
El mayor tesoro de tu Vida siempre está contigo: tú. Eres tú.

Besín.

sergisonic dijo...

pero la melancolía no tiene porqué ser la kryptonita de este cómic. sólo trata de convertirla en súperpoder, también, de todo aquello que quieres, y está, lejos o cerca, contigo.

Niha dijo...

Menos mal que con Internet se acortan distancias. Aunque, si aprendes a teletransportarte, postea un tutorial.

Noria dijo...

quiero creer que marco mis distancias, que las salvo de mil maneras cuando lo necesito por mucho que los kilómetros me griten otra cosa... pero realmente un abrazo es insustituible...

menos mal que alguien como tú siempre encontrará a qué estar abrazada :)

Capitán Alatriste dijo...

feliz NAVIDAD!

Carol Blenk dijo...

Qué bello que sea todo tan blanco...
Es verdad, no hay que renunciar ni a lo bueno ni a los buenos.
Tus posts siempre me dan que pensar, siempre se me quedan tus frases bonitas.
Un beso de ncohebuena, muacks.

Gwynette dijo...

No has vuelto a casa por Navidad? ^_^

Petonets

m. dijo...

aunque tengamos pendiente un encuentro casual en el sitio donde pintan tazas...voy a enseñarte uno de los vídeos que a mí más se me parecen a esos abrazos que a veces echo tanto de menos...

espero que te guste, pero tienes que verlo hasta el final, sino no vale :)

http://www.youtube.com/watch?v=Fer_vdrd2L4

m.

claradriel dijo...

Yo me quedo con los poderes de Hiro Nakamura: manejar el espacio-tiempo...

Pero tú tienes un poder mayor, y es que, vayas donde vayas, llevas contigo el blanco del limbo-

thirthe dijo...

ya sabes lo que dice el cuento...yo pido ser tan rápido como el caballo más veloz, yo...yo como el viento, pues yo...dice el más pequeño, como el pensamiento...pues eso, a volar!

La Penca dijo...

Te entiendo demasiado bien...Eso de las cosas a las que parece que renuncias...

...Será por eso de ser de provincias y vivir en una ciudad tan grande, igual...

Felices fiestas :)

Dara Scully dijo...

Es el mejor superpoder de todos.


Miau

Fernando dijo...

Un abrazo de fin de año siempre conlleva el deseo de verte al año siguiente para otro abrazo.
Pues eso: Un abrazo....y que diablos besos también!
Que en el 2009 puedas cumplir un deseo.
Fernando

FER dijo...

Vivir en la lejanía tiene también ventajas, aunque cueste encontrarlas... Yo me quedo con el teletransporte también, nada más que para ahorrarme los aeropuertos.

Beso!

Feliz 2009, claro

FER dijo...

Vivir en la lejanía tiene también ventajas, aunque cueste encontrarlas... Yo me quedo con el teletransporte también, nada más que para ahorrarme los aeropuertos.

Beso!

Feliz 2009, claro